Cubanitos en la Copa del Rey

Se corrió en la Bahía de Palma de Mallorca, España la 40a. edición de la Copa del Rey con la participación de socios del Club. Los socios Luciano Montero y Alejandro Zarich nos comparten sus impresiones sobre lo que vivieron en esta increíble experiencia.

La Copa del Rey, es uno de los campeonatos más importantes del yachting internacional.

En ORC1, la máxima categoría del certamen, compitió representando a CUBA el Boabunda, un Wally 60, con una tripulación hispano-Ítalo-argentino. La Copa estuvo conformada por 11 regatas y el Boabunda, el barco de mayor eslora de la flota, tuvo un excelente desempeño, finalizando todas las regatas entre el 4to y 6to puesto en tiempo real, compitiendo con tripulaciones profesionales altamente entrenadas. Quedó como saldo una excelente experiencia, una continua superación con respecto a años anteriores, el reconocimiento al desempeño por parte de otros competidores y el orgullo de ver figurar a CUBA entre los clubes de mayor importancia náutica internacional. 

Los socios del club que tripularon el Boabunda fueron: Patricio Pinto, Carlos Pinto, Fernando Alonso, Benjamin Fauda, Santiago Villamil, Lucas Massa, Tato Garcia Briones, Alejandro Zarich y Luciano Montero. Les compartimos unas palabras de Alejandro Zarich socio del Club hace 50 años, quien vivió la experiencia de primera mano:

"Antes que nada, la Copa del Rey es un evento único, increíble por donde se lo mire. Desde el nivel competitivo a la hospitalidad superlativa del club y al ambiente continuo de fiesta. En cuanto a nuestra performance, el Wally 60 de Lucas y Juan es impresionante. Uno se acostumbra a orzar a 8.5 o 9 knts y derivar a 13 o 14 knts, como si nada. Es super exigente para el físico y requiere toda la atención en todo momento, pero es un gran placer navegarlo. Y a Lucas y Juan ya los conocen: son capitanes de primerísimo nivel, desde todo punto de vista.

Resultados? Luces y sombras: Fuimos una buena tripulación, pero ensamblada tres días antes, compitiendo contra profesionales que corren todo el año juntos. Y luego está el presupuesto. Todos los barcos tienen sponsors y abultados presupuestos. Es muy dificil para una tripulación amateur, condición de la cual nos sentimos orgullosos como cubanitos pero es un handicap irremontable cuando un juego de velas se paga con hasta 5 ceros. Resumiendo, estamos super contentos de habernos medido con los F1 de la naútica. A mis amigos tenistas les digo que la Copa del Rey es como si ellos tuviesen la chance de ir a jugar Wimbledon. Y la prueba de lo felices que estamos es que, como dice Terminator " I'll be back" . ¡De eso no hay duda!." 

Galeria de fotos: 

Su opinión nos interesa

CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.
2 + 8 =